En muchas ocasiones no somos conscientes de que las encimeras Silestone en Barbastro, como todas las demás, necesitan una limpieza y desinfección a fondo por lo menos una vez al mes. Y es que la cocina (junto con el baño) debe ser el espacio más higiénico del hogar. En él manipulamos los alimentos que vamos a ingerir y no podemos correr el riesgo de permitir que las bacterias y los gérmenes campen a sus anchas.

Es indispensable desinfectar nuestras encimeras Silestone en Barbastro y no dar opción a que se generen bacterias nocivas para la salud. En este sentido, los alimentos que pasan cierto tiempo fuera del frigorífico tienden a crear gérmenes perjudiciales por la descomposición que nos pueden dañar gravemente. Sin embargo, basta solamente con limpiar la cocina de manera correcta y apropiada:

Limpieza y desinfección: la diferencia fundamental es que la limpieza puede llegar a eliminar la grasa, suciedad, mugre, porquería y muchas de las bacterias, pero no acaba con ellas por completo. En cambio, la desinfección nos proporciona la posibilidad de eliminar las bacterias y los gérmenes nocivos en su totalidad para que no se reproduzcan.

Limpia los derrames rápidamente: debemos limpiar automáticamente todo lo que se nos caiga sobre la encimera. Aunque pueda parecer inofensivo, es el paso del tiempo lo que lo vuelve peligroso. Por lo tanto, si apuras a limpiar cualquier derrame con un papel o trapo húmedo, evitarás sorpresas desagradables en el futuro más cercano.

Desinfectar esponjas y paños: usar continuamente los mismos artículos de limpieza puede provocar que tus instrumentos se conviertan en criaderos de moho y bacterias. Por este motivo, debes asegurarte de que tus paños y esponjas estén completamente limpios antes de usarlos.

Si necesitas información adicional sobre cómo limpiar una encimera correctamente o acerca de cualquier otro tema donde somos competentes, no dudes en contactar con Mármoles Zamora.